blogger facebook google pinterest soundcloud twitteryoutube

Lo Mágico de México

Un tequila en Tequila

 LoMagicoTequilaA

LoMagicoTequilaA

 

Hablar de México es sinónimo de mariachi, tacos y, por supuesto, Tequila y si visitas Jalisco no puedes dejar de conocer este hermoso Pueblo Mágico que tiene mucho que ofrecer… y, sí, mucho, mucho tequila.

 LoMagicoTequilaB

LoMagicoTequilaB

 

En el año 2006, la zona donde se produce este destilado fue declarada Patrimonio Mundial de la Humanidad por la UNESCO, bajo la denominación “Paisaje Agavero y Antiguas Instalaciones Industriales de Tequila”, que se encuentra entre el pie del Volcán Tequila y el cañón del Río Grande, que comprende un área de 34 mil 658 hectáreas.

 LoMagicoTequilaC

LoMagicoTequilaC

 LoMagicoTequilaF

LoMagicoTequilaF

 LoMagicoTequilaG

LoMagicoTequilaG

 LoMagicoTequilaI

LoMagicoTequilaI

 

Para que te des una idea de la gran tradición tequilera de este pueblo déjame decirte que en 1600 fue creada la primera destilería de agave, a cargo de Don Pedro Sánchez de Tagle. Aunque la bebida era consumida desde antes, se elaboraba sin ningún tipo de proceso de destilación, era llamado “vino mezcal”.

 

IMPERDIBLES

    • Pasea por la Plaza de Armas, por sus hermosos jardines, es un bellísimo lugar de bancas blancas custodiadas por los monumentos de Benito Juárez, Miguel Hidalgo y los Hombres Ilustres o Defensores de Tequila. No te vayas sin probar los esquites que se venden aquí.
    • A la vuelta de la iglesia encontrarás El legado de Don Carlos, una cantina como las de antes con equipales, revestimientos de madera y hasta el orinal debajo de la barra. Tiene una colección de 1200 botellas de bebidas de todo el mundo, aquí pide el tequila de la casa: Tequila Cofradía que sirven en una probeta de cerámica que se mantiene fría y la margarita de mango que es una delicia, la hacen con la pulpa natural de la fruta que se cosecha de la huerta de la hacienda La Cofradía.
    • En este paseo incluye el Palacio Municipal donde podrás admirar el mura de “Las Siete Virtudes del Tequila en espacio de mito y realidad”, otro de los puntos que debes recorrer es el Centro histórico, aquí está la Parroquia de Santiago Apóstol, la Parroquia de los Desamparados; ambos edificios resguardan una importante colección de objetos de Arte Sacro.
    • El Museo Nacional del Tequila tiene cinco salas que presentan, a través de fotografías, mapas y reproducciones, la historia y evolución de los sistemas de producción de tequila, desde tiempos prehispánicos hasta la actualidad; así como una importante colección de envases de esta bebida, entre los que destacan dos botellas que en 1996 y 1997 obtuvieron el Record Guines por ser las más grandes elaboradas en vidrio soplado, por el ingeniero Hipólito Gutiérrez.
    • También es posible visitar el Museo Recinto Javier Sauza Mora, en cuyos salones se encuentran diversos objetos, premios y reconocimientos que dan testimonio de la vocación tequilera de esta familia; así como un mural en el que se muestra la historia de la fabricación de esta bebida y un espacio especialmente dedicado al programa radiofónico “Noches Tapatías”, que dio un gran impulso económico a la región.
    • Aprovecha la mañana, levántate muy temprano y déjate sorprender cuando el sol se asome a tu ventana descubriendo ante tus ojos un indescriptible paisaje de tonos azul intenso: ¡¡los campos de agave!!, que de acuerdo con los lugareños, ya eran explotados desde tiempos prehispánicos por los indígenas del lugar, quienes representaban a este cultivo con la diosa del mezcal, llamada Mayahuel.

 

La Estrella: La Ruta del Tequila

 LoMagicoTequilaD

LoMagicoTequilaD

 

Evidentemente, es el atractivo estrella, los municipios que forman parte de la ruta son: Tequila, Amatitan, El Arenal, Magdalena y Teuchitan. Si tienes tiempo no dudes ni un minuto en recorrerla

Una de las grandes opciones que tienes si el tiempo es poco, es visitar alguna de las grandes tequileras que ofrecen recorridos por sus instalaciones: Casa Cuervo, Sauza, Herradura, Don Roberto, etc., una visita que te lleva de principio a fin en el proceso de elaboración de esta bebida, puedes participar en la jima, es decir, en la cosecha del agave azul, conocer el lugar donde se realiza la cocción de las piñas, su molienda, fermentación y destilación.

 LoMagicoTequilaE

LoMagicoTequilaE

 

Finalmente la visita a las bodegas, donde se realiza el proceso de maduración y añejamiento de la bebida, y que podrás probar en una sesión de catado profesional.

Pero como este lugar es mucho más que sólo la bebida a la que le dio su nombre, puedes terminar tu visita en el Aguacatillo, una barranca cercana al Volcán de Tequila, donde una cascada de 30 metros de alto es el lugar ideal para rapelear y refrescarte con sus frías aguas, que dicen, son curativas por los minerales que contienen.

 LoMagicoTequilaJ

LoMagicoTequilaJ

 

¿Qué llevar en la mochila?

  • Lentes, gorra, bloqueador y agua son indispensables en este viaje
  • Unos buenos zapatos para caminar.
  • Lleva una chamarra de verano para la noche
  • Al llegar al pueblo, se te acercarán muchas personas ofreciendo tequila barato, la gran mayoría no tiene las especificaciones reglamentarias. ¡¡No te arriesgues!!

Considera este verano una visita a Tequila… ¡¡Te sorprenderás!!

Si quieres planear un súper viaje puedes encontrar la Edición de Jalisco en nuestra Tienda en línea:

Link a edición Jalisco en tienda https://www.kichink.com/buy/79804/revistahuidas/jalisco-increible#.VY95Gvmqqko

 

Ayúdanos a compartir #LoMejordeMéxico, compártelo con tus amigos en redes sociales

Huidas por México te muestra siempre #LoMejordeMéxico

 

 TIENDA

Publicado en BANNERS FP

Historia de un Amanecer

LoMagicoAndradeGro

LoMagicoAndradeGro

Por Antonio Andrade

A WEB

-Ese año en particular, mi emoción no radicaba en el descenso por los rápidos del Amacuzac en compañía de mis amigos de la infancia y mucho menos en pasar los festejos en la ciudad de Taxco, había algo más, nuevamente tendría la oportunidad de pasar todo el fin de semana a su lado y con la debida paciencia, de encontrar el momento adecuado para hablarle nuevamente de ese amor que le guardaba-

Cuando Ivonne llegó a mi vida yo me dedicaba a cazar sueños, por veces era un guerrero que libraba sus batallas con un joystick y otras tantas defendía con mi espada plástica y mi escudo de almohada el imaginario reino que se erigía cada tarde en el jardín trasero de la casa de mi madre y aunque en ese entonces no entendía realmente que el amor es algo más que esa divina devoción que puede uno tenerle a una niña de diez años, decidí nombrarla mi princesa.

Luego el tiempo comenzó a transcurrir demasiado rápido, ella dejó de frecuentar el parque donde la vi por vez primera y yo también, comencé a involucrarme en una vida de estudios truncos, de poemas mal logrados e intentos de canciones mientras ella hacía lo propio en el colegio y con la vida social, yo dejé de lado el joystick y la espada y comencé a mirar ese jardín con la simpleza propia del remedo de adulto en que me estaba convirtiendo, ella abandonó la trenza rubia, recortó su cabello y lo tiñó de anaranjado, ya casi no la pensaba y ella no me recordaba.

-En realidad no tenía un plan, simplemente dejaría que las cervezas y la noche se alinearan de manera adecuada para hallarnos a solas pero nunca sucedió, la fiesta en el centro de la ciudad comenzaba a antojarse peligrosa y decidimos volver al hotel, poco a poco los vasos de ron, los cigarrillos y las carcajadas comenzaron a envolvernos en una atmósfera ajena y sin el menor aviso, lo que yo deseaba que fuera una noche especial termino en riña, de un momento a otro ella gritaba improperios en mi contra y yo no encontraba justificación alguna para calmarla, la discusión me obligó a salir de la habitación y entre el coraje y los sopores de la borrachera me encontré caminando solitario por las calles de la ciudad-

Cuando Ivonne regresó a mi vida yo me dedicaba a cazar sueños, por veces era un guerrero que libraba sus batallas con una guitarra y otras tantas defendía con mi pluma y mi cuaderno el reino que se erigía para mí noche a noche entre escenarios y templetes de restaurantes y bares y aunque en ese entonces no entendía realmente que el amor es algo más que esa divina atracción que puede uno sentir por una chica de veinte años, decidí tomar su nombre como estandarte de mi cotidiano.

Pero nuevamente el tiempo comenzó a transcurrir a pasos agigantados, ella retomó sus estudios universitarios y se hizo novia de un percusionista medianamente afamado, yo dejé de hacer canciones, me entregué de lleno a la palabra escrita, ella se graduó en arquitectura, yo publiqué mi primer poemario, ella se mudó una temporada con un novio oportunista y yo me enamoré de una mujer que nunca –incluso a la fecha- comprendió el significado del amor, ya casi no la pensaba y ella tenía de mi un recuerdo vago.

-Esa misma noche al volver al hotel ella me esperaba, nos disculpamos mutuamente y salimos a conversar al balcón, no recuerdo en que momento decidimos abrazarnos, recostarnos y guardar silencio, solo recuerdo haber amanecido a su lado, con el sol de frente y a nuestros pies, el hermoso paisaje que mañana a mañana ofrece Taxco, fue necesario esperar unos meses más para besarla por primera y única vez-

Cuando Ivonne regresó a mi vida por penúltima ocasión yo me dedicaba a cazar sueños, ella había hecho lo propio y regresaba como pintora graduada de un largo viaje por Italia, yo había vivido con una mujer que nunca alcanzó a enamorarse de mi adecuadamente, ella había dejado crecer su cabello y lo había teñido de rojo, yo acababa de estrenar un nuevo libro y ella buscaba exponer sus cuadros en alguna afamada galería mexicana y aunque en este entonces no comprendo realmente que el amor es algo más que esa divina devoción que puede uno tenerle a una mujer de treinta, decidí enamorarme de ella.

Ahora el tiempo transcurre demasiado rápido, yo escribo sin tregua y confío en que ella continúa pintando, visito Taxco en cada nueva oportunidad y aún acostumbro sentarme en sus balcones a beberme una cerveza, esperando ya no digamos su vuelta sino al menos, reencontrarme entre sus labios.

Huidas te muestra lo mejor de México

Acompáñanos a conocer el otro México

TIENDA

Publicado en BANNERS FP

Lo Mágico de México

REAL DE CATORCE: LA TIERRA DEL SILENCIO Y EL PEYOTE

Seguramente tus abuelos o bisabuelos tuvieron un botellón lleno de monedas antiguas que aún se encuentra arrumbado en alguna parte de tu casa. ¡¡Revísalo inmediatamente!! Busca una moneda de plata de 8 reales de 1811… es una de las más raras que se acuñaron en Real de Catorce. Te aseguro que con ella podrás financiar tu próximo viaje mochilero, y el próximo, y el próximo y el próximo del próximo, pues su valor ronda los 50 mil dólares entre coleccionistas.

Si no la encuentras de todos modos equipa tu mochila, agarra algunos cientos de pesos de la cartera de tu jefe, elige una buena chamarra, unas botas ultrarresistentes y acumula toda la paciencia que puedas para emprender tu viaje a Real de Catorce, este enigmático pueblo de San Luis Potosí, ubicado en medio del desierto y la montaña, cerca del cielo pues su altitud es de casi tres mil metros de altura, mágico por su legado huichol y alucinante por ser una de las tierras donde nace el místico peyote.

La promesa de visitar Real de Catorce es encontrar un pueblo mágico, famoso mundialmente por ser el lugar donde se grabaron algunas escenas de las películas: “Bandidas” con Salma Hayek y Penélope Cruz o “La Mexicana” con Brad Pitt y Julia Roberts; pero también por ser un sitio de paz, de tranquilidad y de silencio; donde, con la ayuda necesaria, y un poco de suerte, encontrarás la Nierika o puerta mental para llegar al espacio cósmico…¡¡Darte un viajesote, pues!!

EL PUEBLO FANTASMA

Lo que en otras épocas se erigió como uno de los más importantes productores de plata en la actualidad se ha convertido en un sitio casi de culto para viajeros de todo el mundo. Que un mochilero no haya viajado a Real de Catorce es casi, casi un sacrilegio. El camino no será fácil; si viajas en autobús tendrás que tomar uno en la Central del Norte hasta Matehuala un recorrido de casi 7 horas y 600 kilómetros, y de ahí pa´l Real, pues como otra hora de recorrido.

Sabrás que estás cerca cuando tengas que hacer un transborde en la entrada del túnel de Ogarrio pues los 2.4 kilómetros que mide serán lo único que te separan de Real de Catorce. No te preocupes por conseguir hospedaje o comida, en cuanto llegues una marabunta de niños de la localidad te harán el favor, a cambio de una propina, de orientarte en tu paso por el pueblo.

Tan pronto estés ahí sentirás la quietud del silencio, el vértigo de estar en un sitio en medio de la nada, sólo rodeado del desierto y algunas montañas; en un pueblo casi fantasma pues muchas construcciones están deshabitadas; pero no desesperes, lo mejor está por venir.

EL VIAJE Y EL MALVIAJE

Divide tu estancia adecuadamente. Usa un día para recorrer el pueblo y visitar la plaza de toros construida en el Siglo XIX, la Capilla de Guadalupe, el palenque de Gallos, el Templo de la Purísima Concepción, la Plaza Principal de Catorce, los panteones y el Museo Parroquial.

El siguiente paso será conocer el Cerro del Quemado. Aunque parece un recorrido sencillo lo ideal será que algún guía te acompañe, a menos que quieras morir de inanición o de sed por no encontrar el camino de regreso. Adquiere los servicios de los caballerangos, un grupo integrado por 60 vecinos que desde hace más de 14 años organiza excursiones para llegar a la Wirikuta, como también se le conoce al cerro y a otros destinos.

También puedes subir a pie (de ahí las botas ultrarresistentes). Desde la cima es posible ver el pueblo, pero lo más espectacular será la quietud y calma que se perciben. Un tipo de aire puro que seguramente jamás antes habrás respirado. La energía que se percibe es innegable, quizá porque el Wirikuta fue el sitio donde nació el abuelo fuego, el dios que protege a sus pobladores, según reza una de las leyendas.
Cada año, la comunidad Huichol hace una peregrinación al cerro durante diciembre o enero, un evento donde se reúnen con los dioses con el objetivo final de celebrar la ceremonia de la cacería del venado o del peyote, pues el venado, el peyote y el maíz, son una misma deidad con diferente forma.

Esto precisamente ha sido uno de los principales motivos para que el lugar se convierta en un sitio de culto, porque si bien el ritual del consumo de peyote es sagrado y practicado solo por la comunidad huichol, no faltarán personas que te orienten para encontrar y consumir el Hi´kuri o peyote. Aunque, como dice la leyenda, más bien el peyote tiene que encontrarte a ti y para eso debes “estar listo”.

Por esa misma razón, Real de Catorce es también un sitio cosmopolita. Lo mismo puedes toparte con ingleses, peruanos o argentinos que con monterrayanos (Sic) o hippies de Coyoacán habidos de experiencias extrasensoriales y en búsqueda continua de los enigmas del universo. Júntate con ellos y arma un grupo para tu siguiente punto: Estación Catorce.

Júntense sus 40 varitos por cabeza y renten una “Willis”, que en realidad son camionetas tipo jeep Wagoneer de la posguerra, o desciendan a pie. Durante el camino pasarás por lugares mágicos como la Pezuña del Diablo, El antiguo Socavón o el Paraje de los Alamitos.

Al llegar a la parte baja podrás conocer el desierto en su máxima expresión. Puedes quedarte en alguno de los ranchitos aledaños o bien acampar. La sola puesta de sol cale la pena para hacer el viaje y de noche, el sitio se transforma: El panorama es obscuro, pero estarás cobijado por un colosal cielo estrellado y la inmensidad como aliada.

 

Dónde dormir Dónde comer y beebe No olvides
  • El Corral del Conde
  • El Cactus
  • Llevar cash porque no hay bancos ni casas de cambio. Sólo existe un cajero automático, el cual en temporada alta estará vacío.
  • El Real y El Real II
  • El Eucalipto
  • Un buen abrigo porque en la noche hace mucho frío y en ocasiones hiela.
  • El Mesón de la Abundancia
  • La Esquina Chata
  • Protector solar, no querrás adquirir un cáncer cuando subas la montaña con un intenso sol
  • Casa Curtos
  • El Minero
  • Botas ultrarresistentes porque o todo el camino es empredrado o de trerracería.
  • Mesón del Refugio
  • Lanzagorta
 
  • Los Arcos
  • El café azul
 
  • Rincón Mágico
  • Amor y paz
 
  • Villa Alcazaba
  • Cualquier puesto de quekas (Sic)
 
  • En tu casa de campaña
   

 

 

Huidas te muestra lo mejor de México

Acompáñanos a conocer el otro México

TIENDA

Publicado en BANNERS FP

LO MÁGICO DE MÉXICO

Mineral Del Chico

MineralChicoHgo5

MineralChicoHgo5

 

Mineral del Chico es uno de esos destinos que enamora con solo llegar: Un pequeño pueblo minero donde el tiempo parece haber construido su eterna morada. Este rincón hidalguense se encuentra en el Corredor de la Montaña, a sólo 8 kilómetros de la ciudad de Pachuca y te regala hermosas vistas verdes, neblina al amanecer y tranquilas e irregulares calles para caminar durante horas.

 

MineralChicoHgo7

MineralChicoHgo7

 

Un poco de historia

Inicialmente fue conocida como Atotonilcoo o Real de Atotonilco que significa “Lugar de aguas termales”. Su nacimiento se debe al descubrimiento de minas en los alrededores de Atotonilco el Grande, para diferenciarlo se le nombró Atotonilco el Chico y, tiempo después, con el desarrollo de la minería se le llamó Mineral del Chico. Dicen que durante su época de mayor esplendor, en Mineral del Chico florecieron 300 minas de plata.

MineralChicoHgo3

MineralChicoHgo3

 

Imperdibles

No debes perderte el Mirador que está en la Peña del Cuervo, muchas personas van a este lugar a cargarse de energía y escuchar el extraño eco que se produce justo en el centro, desde aquí podrás ver las formaciones rocosas de Las Monjas, que cuenta la leyenda son unas religiosas que olvidaron sus votos y en castigo fueron convertidas en piedra.

Evidentemente las minas son una visita más que obligada, hay muchas y en la gran mayoría puedes hacer recorridos. Una de ellas es la Mina de San Antonio, una de las más antiguas y que más te recomienda la gente del lugar; fue abierta en 1560 y se mantuvo activa durante 400 años, en una visita por sus tres niveles aprenderás a distinguir los reflejos de los distintos metales que se extraían, como pirita y cuarzo y a seguir las vetas de plata, escucharás todas las historias de los mineros que se perdieron y muchas leyendas.

MineralChicoHgo4

MineralChicoHgo4

 

Otro imperdible es El Contadero, un laberinto de piedra natural donde los asaltantes se escondían de la policía y contaban y repartían sus ganancias, el camino para llegar es de terracería asi que tómalo en cuenta y regresa antes del anochecer.

Si lo tuyo es la aventura el Cañón de Paraíso Escondido; para llegar deberás caminar dos horas a través del bosque, ponte atento porque llegaras a mirador natural que te dejará sin habla por las vistas que ofrece; después para entrar al cañón necesitaremos hacer un rappel de unos 30 metros hasta llegar a una poza de agua de helada; el recorrido te exigirá más rappel, algo de escalada y dos horas de caminata en el regreso…¡¡Increíble!!

MineralChicoHgo2

MineralChicoHgo2

 

Camina, camina, camina; las calles de Mineral del Chico te ofrecen hermosas vistas, en la calle principal te encontrarás infinidad de tiendas y restaurantes y, al final, la iglesia de la Purísima Concepción, que fue construida entre los siglos XVII y XIX. Esta iglesia es la única que tiene una gran cornisa desde la que se arrojan pétalos en Semana Santa justo el día de la resurrección de Cristo. Fíjate bien porque verás un gran reloj que fue construido en el mismo taller que el Big Ben y fue donado por el Minero Gabriel Mancera en 1886.

MineralChicoHgo1

MineralChicoHgo1

 

¿Dónde comer?

Mineral del Chico hace honor en su gastronomía, visita El Minero que es como un mercado o plaza donde te encontrarás muchas opciones para comer la gastronomía típica: quesadillas, enchiladas, barbacoa, en el mes de abril encuentras escamoles, en temporada de lluvias hongos y quelites, en septiembre no puedes perderte los chinicuiles, hulumbos o flor de madroño preparada en tortitas. Aguas porque las quesadillas miden 35 centímetros…. No te vayas con la finta y pidas de más.

MineralChicoHgo6

MineralChicoHgo6

 

La Trucha Feliz es una excelente opción también para comer; es una granja de trucha arcoíris fundada por Don Ramón Trigueros; el agua de los estanques es agua del manantial de la montaña y hace que su sabor sea muy suave. Las puedes pescar tu y después te las prepararan como tu quieras (te recomendamos empapeladas).

MineralChicoHgo8

MineralChicoHgo8

 

Las Güeras es uno de los restaurantes tradicionales, llevan 30 años cocinando en Mineral del Chico, aquí la especialidad son las enchiladas a la montañesa; la cerveza de sabores s inigualables y no te vayas sin probar las galletas de ajonjolí con mermelada.

¿Qué llevar en la mochila?

  • Lleva ropa abrigada porque el clima es frío
  • Unos buenos zapatos o botas para caminar
  • Si realizarás actividades de aventura, lleva tenis y procura que tengan suela antiderrapante
  • Repelente de insectos
  • Muchas ganas de vivir la mejor historia de viaje

 

¿Estás listo para tu próxima huida?

Huidas te muestra lo mejor de México

Acompáñanos a conocer el otro México

TIENDA

Publicado en BANNERS FP